lunes, 31 de marzo de 2014

ALERGIAS PRIMAVERALES Y LA SALUD DE LOS NIÑOS

 

Los síntomas de alergia son provocados como una respuesta exagerada del organismo cuando se siente amenazado por ciertas sustancias del medio ambiente o por determinados alimentos o medicamentos. Todos estos elementos de riesgo para los alérgicos son conocidos como alérgenos, y la mayoría de ellos aumentan en primavera. Es así como aparecen las llamadas alergias primaverales, que provocan y acentúan los molestos síntomas de alergia. Las alergias primaverales generan una mayor exposición a agentes amenazantes como polen, polvo, pasto, plumas y picaduras de insectos, y también afectan la salud de los niños.

Principales síntomas de alergia

Las alergias primaverales provocan 4 síntomas que son muy frecuentes y que afectan también la salud de los niños.
-Rinitis alérgica: episodios recurrentes de estornudos y goteo nasal junto a picazón y congestión nasal. Además, hay irritación y lagrimeo en los ojos.
-Asma bronquial: se presenta como dificultad respiratoria.
-Urticaria: aparición de ronchas rojizas en cualquier parte de la piel. Son de diversos tamaños y producen una intensa picazón.
-Dermatitis atópica: es una erupción en la piel de tipo eczematosa, semejante a un salpullido que produce mucha picazón.

Cómo prevenir las alergias primaverales

Para cuidar la salud de los niños y evitar los síntomas de alergia, es importante:
    Usar purificadores de aire ayuda a tratar los casos de alergias primaverales.
    Dormir con las ventanas cerradas para evitar que entren alérgenos del exterior y desaten los síntomas de alergia.
    Cerrar puertas y ventanas del auto en movimiento.
    Eliminar los objetos que puedan guardar polvo.
♣    Guardar en los closets sólo la ropa que esté en uso y mantener su puerta cerrada.
    Es importante mantener a los niños lejos cuando se está cortando el pasto, para cuidar la salud de los niños.
    Limpiar el polvo de la casa con paños húmedos también es importante para evitar las alergias primaverales.
    Sólo usar la aspiradora cuando los niños no estén cerca, es una buena medida para velar por la salud de los niños.
    No tener animales dentro de la casa también ayuda a evitar las alergias primaverales.

Cómo cuidar la salud de los niños alérgicos

Cuando en casa hay un pequeños que presenta síntomas de alergia, es importante consultarlo con el pediatra para que él determine los pasos a seguir. Algunas veces los síntomas de alergia van más allá de las alergias primaverales, y se extienden durante todo el año. Para cuidar la salud de los niños, el médico debe revisar cada caso y evaluar la toma de exámenes y el uso de algún antihistamínico.


mibebesano.cl

CORONA DE PRIMAVERA

He aquí nuestra corona de la primavera, nos encantó lo guapos que quedamos y nos fuimos a casa muy contentos con ella.
 



FAROLILLOS DE PRIMAVERA

Hemos hecho unos móviles muy primaverales, los niños han pintado flores que hemos pegado en unos farolillos redondos y les encanta verlo colgado del techo.
 



jueves, 27 de marzo de 2014

CUIDAR EL CULITO IRRITADO DEL BEBÉ


El blog de El Reto de Ama de Casa cuenta esto:

  A lo largo de los meses, a los bebés se les irrita mucho el culito… por diarreas, dentición, etc. A mí me preocupa bastante este tema porque es muy molesto para los bebés y cuando les cambias el pañal suelen llorar. Por supuesto, la primera medida básica para evitar la irritación del culito es cambiar el pañal con frecuencia al bebé y tener en cuenta que algunos pañales mantienen seco el culito del niño durante más horas que otros -y vale la pena comprarlos aunque sean más caros-. La segunda medida para cuidar el culito irritado del bebé, es utilizar una buena pomada. En el mercado existen numerosos tipos de cremas. Yo he probado varias y las que más me gustan son Mitosyl y Zimbo. Sobre esta última diré que ya mi madre la utilizaba con nosotras y es muy eficaz para eliminar la irritación pero nunca suele estar disponible en las farmacias y tienes el inconveniente de que la tienen que pedir y hasta el día siguiente no la tienes disponible. Con Mitosyl no tienes ese problema, la venden de forma habitual en cualquier farmacia y sobretodo para prevenir es ideal, aunque no tanto para curar. A mí me ha pasado con mi hija que una vez irritado el culito, las distintas cremas no han sido demasiado eficaces. Sin embargo, un remedio casero que me recomendó una de mis tías-abuelas (¡qué no sabrán las abuelas!) ha resultado sencillo, rápido y económico!! Consiste en hacer un ungüento con un poco de aceite de oliva y polvos de talco, que una vez mezclados, aplicas directamente en la zona irritada, cuántas veces al día le cambies el pañal al bebé. Puedo asegurar que funciona y lo sé por propia experiencia, ya que yo misma lo probé este verano después de pasar un día en un parque acuático que me dejó como recuerdo una irritación provocada por las costuras del bañador… me puse varias cremas y nada, pero me puse el aceite con los polvos de talco y el alivio fue instantáneo. Por eso, lo he utilizado también con mi bebé y el resultado ha sido igualmente eficaz. ¡Os animo a probarlo!


Constance & Mireille nos cuentan esto:

  A menudo nos culpabilizamos cuando vemos aparecer rojeces en el culito de nuestro bebé. ¿Es grave?, ¿le he lavado mal?, ¿le he cambiado lo suficiente?… No tenemos que olvidar que la piel del bebé es inmadura, por lo tanto frágil y poco protegida. Es difícil para ella resistirse a las diferentes agresiones químicas provocadas por los pañales.
. ¿Qué es el eritema o el culito rojo?
El eritema se caracteriza por la presencia de una rojez en el culito del bebé. Esta rojez, más o menos extendida, corresponde a una irritación. Benigna al principio, se puede agravar si no se le da los cuidados apropiados. Es un problema muy frecuente, y raro son los niños que se escapan de ellas en sus dos primeros años.
 
. ¿Cuáles son las causas?
La causa principal de esta irritación la origina el pañal, que por su efecto oclusivo es responsable del contacto prolongado con las heces y la orina que contienen sustancias irritantes como el amoniaco.
La piel se altera, las sustancias irritantes penetran y este medio se vuelve muy favorable al desarrollo de microbios. El roce de los pañales con la piel tan frágil agrava la irritación. Situaciones particulares como los dientes, infecciones diversas, o la hiperacidez de las diarreas de aquellos que tetan, favorecerán la aparición del eritema.
 
. ¿Cómo evitarlo?
Principalmente evitando que el culito de nuestro retoño se macere mucho tiempo en un pañal sucio.
 
. Remedios:
Cambiar al bebé regularmente, sobre todo si tiene diarrea, preferentemente después del pecho o de la comida.
Elegir pañales muy absorbentes y de la talla adaptada.
Lavar sistemáticamente y con suavidad, utilizando agua tibia con un producto adaptado, y aclarando con agua tibia incluso si habéis utilizado una toallita.
Secar cuidadosamente el culito de vuestro bebé. Utilizando una toalla, pero sin frotar. Insistiendo en los pliegues de la piel.
 
. ¿Qué hacer en caso de eritema?
Dejar el culito al aire lo más a menudo posible.
Aplicar sobre la piel limpia y seca una pomada que contenga óxido de zinc indicada para el eritema del lactante. Creará una barrera entre el culito y el pañal.
Sobre todo, evitar el talco y los productos a base de talco, pues lo que hacen es aumentar ese efecto de maceración.
 
Consultar al pediatra si el problema persiste o se agrava.
Fuente: Le livret des parents. Milan presse
 
 
En estos enlaces tenéis preguntas-respuestas reales de papás:
 
 
 
 

miércoles, 26 de marzo de 2014